Susanna Majuri

Aunque hay algo original y diferente en las fotografías de Susanna Majuri, al verlas vuelve a mi cabeza una y otra vez la Ofelia de John Everett Millais yaciendo en el agua, rodeada de flores y de un ambiente de cierta tragedia. Sin embargo, lejos de la narrativa cerrada del Hamlet de Shakespeare, las mujeres de Majuri ofrecen mil y una historias que ser contadas, en las que el espectador puede reflejarse y fusionarse.

Esta joven fotógrafa finlandesa perteneciente a la Escuela de Helsinki, es conocida por construir narraciones visuales con un nexo en común: el agua.

 

«El agua es color. Resplandor y profundo color verde oscuro.»

 

Recientemente se ha publicado su fotolibro «Sense of Water», en el que la autora se sirve del agua como elemento expresivo a distintos niveles. Por un lado el estético, ya que con ella consigue un efecto pictórico, casi de acuarela. Al nivel formal, Majuri utiliza el agua como material fotográfico en sí mismo, para elevarlo después a un estado metafórico de procesos internos, pensamientos, miedos, traumas o simples recuerdos. El agua es utilizada como medio, como elemento en el que todo se disuelve, se mezcla o se funde. Inevitablemente, contemplando la obra de Susanna Majuri también se es capaz de establecer conexiones claras con la idea de subconsciente freudiano, el cual mantiene bajo la raya del horizonte de la consciencia, encerrados, todos aquellos miedos, ideas y pensamientos que no deben aflorar a los límites de la piel. El agua se convierte en un medio de fusión entre las personas y el paisaje, un ámbito que revela y esconde sentimientos de forma simultánea y ambivalente.

La fotografía siempre ha ido dirigida u orientada a romper con la bidimensionalidad a la que por naturaleza está confinada. Se convierte en un viaje sin fin a través de la luz y la sombra para conseguir profundidad y volumen. Sin embargo Majuri borra esa intención de su hoja de ruta encontrando cierto placer en maximizar el encuadre dentro de dos simples dimensiones, una característica estética del conjunto de su obra que no deberíamos obviar o pasar por alto.

 

 

Además del agua, Susanna Majuri juega con el concepto del norte, ya no solo como algo físico y geográfico, sino con el sentimiento interno. El norte como estado mental. En sus fotografías todo está por acontecer, al verlas te sientes como si te hubiesen entregado un mapa para situarte dentro de un mundo inventado, onírico, irreal, en el que debes iniciar un viaje emocional a través de escenas que fácilmente puedes reconocer como propias. Todo está abierto para perderse y encontrarse dentro de estas fotografías.

 

 

En Sense Of Water además, Majuro combina sus imágenes con textos, referencias y citas de escritores nórdicos como Vigdís Grímsdóttir, Monika Fagerholm o Tua Forsström. Puedes adquirir este fotolibro en su web, sería un bonito autoregalo navideño ¿no crees?. Si te interesa saber más sobre ella puedes seguirla a través de Facebook y también tiene activa una cuenta en Instagram.

Te dejo, como siempre, con un pequeño audiovisual que hemos creado para que te sumerjas, nunca mejor dicho, en estas fotografías tan estéticas y delicadas. Estoy segura de que no te van a dejar indiferente.

¿Nos volvemos a ver antes de que termine el año? Nosotros ya estamos metidos de lleno en la pre-navidad, en compras, preparativos, reencuentros, etc. pero seguro que sacamos un ratito de donde sea para venir hasta aquí hacer balance y cerrar 2016.

 

 

 

¿Quieres comentarnos este post?

Tu email nunca será compartido o publicado Los campos señalados son obligatorios *

Menu